Foto Tahini

Tahini, mi adorada pasta marrón

¿A quién no le ha llamado la atención la crema de cacahuete que los americanos consumen casi a todas horas? En cualquier película típica americana puedes ver como lo toman en sándwiches o sobre pan. Pues bien, parece que la moda de las cremas de semillas y frutos secos están llegando a nuestro país, y vienen para quedarse y una de ellas es el Tahini o Crema de Ajonjoli.

Recuerdo el primer día que probé el tahini….sentí una pasta en mi boca que se me quedaba pegada por el paladar y por los dientes, resultándome difícil el seguir masticando. Jajaja Pero creedme que engancha. Hoy no hay día que no coma tahini. Lo adoro.

¿Qué es el Tahini?

Es una pasta que se hace a partir de semillas de Sésamo, ya sean crudas o tostadas molidas junto con agua y sal o aceite de sésamo y sal. Tendrá muchos más nutrientes si lo compramos o hacemos con las semillas crudas, pero mi recomendación es si te estás iniciando en éste tipo de cremas, compra las semillas tostadas porque está mucho más rico.

Se le conoce como tahin, tahina, mantequilla de sésamo, crema de sésamo, mantequilla de ajonjoli...

Se usa mucho en la cocina asiática, de Oriente Medio, y en la cocina árabe del norte de África. Algunas recetas con tahini o sésamo son el Humus (crema de garbanzos con sésamo), Gomashio (pasta de sésamo y sal marina), Haval (turrón de sésamo) 

¿Por qué comer Tahini?

Efectivamente, no estaría hablando de este alimento si no fuera rico, nutricionalmente hablando, veamos sus propiedades:

Destaca sobre todo su cantidad elevada de Calcio (hasta 975mg en 100g, mientras que la leche tiene 120mg), de Magnesio, de Cinc, Potasio, Cobre y Fósforo.

Crema muy rica en proteína con todos los aminoácidos, incluida la metionina, por lo tanto es ideal para niños, deportistas, embarazo y lactancia...

Contiene bastante fibra soluble luego ideal para casos de estreñimiento y no solo eso sino que esta semilla es fiendly fodmap.

¿Cómo comer Tahini?

 Es un alimento muy versátil, queda bien con casi todo:

  • Puedes comerlo sobre pan de centeno integral solo o ponerle por encima miel de calidad, queso de cabra, huevo cocido, aguacate, plátano y canela...
  • Usarlo como aderezo en las ensaladas.
  • Humus con palitos de zanahoria.
  • Comerlo como acompañamiento de carnes y pescados.
  • En los bocatas de los más peques junto con pavo y canónigos.
  • En los porridge de avena del desayuno.
  • Como ingrediente de galletas, panes o bizcochos, para hacer nocillas caseras...
  • Para enriquecer bebidas vegetales.
¿Lo hago o lo compro?

Puedes elaborarlo tú misma, si tienes un buen procesador de alimentos. 

O bien puedes encontrarlo en cualquier tienda física u online de alimentos ecológicos. 

¿Te animas a prepararlo? Pues te lo cuento: 

  • 2 tazas de semillas de sésamo tostado, si es ecológico mejor.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva.
  • Una pizca de sal, si es marina mejor. 

Ponemos las semillas en el procesador de alimentos y empezamos a triturar. Pasados unos minutos veremos que se quedan las semillas rotas en las paredes del procesador. Paramos cada 10-15 segundos y con una lengua de gato vamos bajando la crema de sésamo que se va formando. Cuando veamos que está muy espesa, añadimos las 2 cucharadas de aceite de oliva y la sal y seguimos triturando - parando - moviendo - y así hasta que la consistencia que obtengamos nos guste. 

Podemos añadir unas cucharadas de agua si vemos que nos está quedando muy espeso. 

El tiempo máximo de triturado va a depender del procesador que tengamos, pero los 7-8 minutos no te los quita nadie, ejjeje. 

Espero que disfrutéis del Tahii tanto como yo!!

Con  Mª Ángeles Díaz


SOBRE EL AUTOR

Mª Ángeles Díaz Martín

Facebook Google+

Nutricionista Clínico Colegiada, Coach de Salud, Experta en Sobrepeso y Síndrome de Intestino Irritable. Emprendedora y apasionada por el crecimiento personal para llevar tu salud y tu vida al siguiente nivel.

Comments 1

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.